Toma nota de los destinos más coloridos en México para visitar en pareja. Cada uno de ellos te harán vivir lo romántico desde lo espectacular de esta tierra.

Se acerca el verano y la armonía debe primar durante toda la temporada. Por eso, los enlaces matrimoniales que se celebren en este período deben apostar por sacarle partido a la calidez de esta época del año, tanto en la celebración de la boda, como a la hora de elegir dónde pasar la luna de miel.

Para ayudarte a decidir a dónde ir y para que vivas unos días inolvidables en total armonía, traemos para ti los destinos más coloridos en México para visitar en pareja:

 

  1. Zacatecas, Zacatecas

¿Qué mejor sitio para visitar en México que una ciudad donde historia, arquitectura y riquezas naturales cautivan por sí solas? Considerada desde 1993 Patrimonio Cultural de la Humanidad por la UNESCO, las bondades de este destino trasladan al visitante a épocas pasadas e invitan a descubrir un amplio abanico de tradiciones.

Es la capital del estado de igual nombre, encontrándose enclavada en una barranca, rodeada de arroyos y arroyuelos y flanqueada por el histórico Cerro de la Bufa, el Cerro del Grillo, el Cerro de la Virgen y el Cerro del Padre.

Otra de las razones por las que año tras año es frecuentada por turistas de todas partes que buscan conocer la cultura mexicana (ya sea solos, en familia o en pareja), es el hecho de ser entendida también como ciudad colonial, aun cuando son más los edificios representativos de la segunda mitad del siglo XIX y primera mitad del XX que de la propia época de la Colonia. Lo que sí es innegable es el papel que jugó durante la Revolución Mexicana, ya que en ella se libró una batalla clave para el triunfo definitivo en junio de 1914.

Entre otros, algunos sitios relevantes son:

  • La antigua Plaza de Toros San Pedro, hoy convertida en uno de los hoteles más bellos de Latinoamérica.
  • El Templo de Fátima, única iglesia de estilo gótico de todo el estado.
  • Los conos de Santa Mónica, de amplia riqueza histórica y escenario sin igual para el álbum de fotos de la luna de miel.
  • El teleférico del Cerro de la Bufa, imagen que regala la naturaleza desde donde se observa la ciudad en todo su esplendor.
  • El Museo de la Toma de Zacatecas, que posee una cámara oscura que permite realizar un recorrido virtual y aéreo por la capital. Este espacio representa el interior de una cámara fotográfica que, a través de espejos, muestra en tiempo real una imagen de la zona metropolitana Zacatecas-Guadalupe.
  • La Catedral Basílica, obra maestra de la arquitectura barroca construida entre 1731 y 1752
  • La Mina El Edén, lugar que durante muchos años fue refugio de grandes riquezas minerales y que hoy es un increíble espacio turístico. Permite realizar una visita guiada bajo, apreciar una pequeña capilla, una zona con esculturas, entre otros atractivos como bares, cafeterías, tiendas, etc.

Aquellos enamorados que decidan visitarla para su luna de miel en verano podrán disfrutar de algunas de sus fiestas populares. Por ejemplo, en julio se celebra el Festival del Folclor, uno de los mejores 100 festivales del mundo; en agosto las Morismas de Bracho, donde se ejecuta una espectacular representación de la batalla de Lepanto; y en septiembre, la Feria Nacional de Zacatecas.

  1. Valladolid, Yucatán

Valladolid constituye la ciudad más antigua de Yucatán y uno de los “pueblos mágicos” con mayor turismo. Su porte colonial, su renombrada gastronomía, sus cenotes, la riqueza artesanal que posee, el colorido de sus casas y la cercanía a otros sitios importantes para el flujo de turistas, hacen que sea frecuentada por disímiles turistas, incluso recién casados. Es este, sin dudas, otro de los destinos más coloridos en México para visitar en pareja.

Aquí, el sector turístico representa una actividad económica vital, tanto para la ciudad como para la región, y en términos comparativos, es uno de los más dinámicos, principalmente del sureste mexicano.

Debido a los lugares de interés que existen en la ciudad, su cercanía a Chichén Itzá, Cobá y Ek Balam, es un competidor de rango nacional en la rama del turismo y un destino ideal para que el visitante se adentre en la cultura maya.

Entre sus majestuosos edificios históricos, hermosas casonas y otros parajes, destacan:

  • El Templo Parroquial de Gervasio
  • El ex Convento de San Bernardino de Siena
  • El Palacio Municipal
  • La Casa de los Venados
  • El Mercado de Artesanías
  • El Museo San Roque
  • Las 5 calles
  • Los Cenotes Dzitnup y Xkekén.

  1. Tlacotalpan, Veracruz

“¡Llévame en tu bicicleta…!” aunque no se trate de Colombia, es que para visitar Tlacotalpan, uno de los destinos más coloridos en México para visitar en pareja, este es el mejor vehículo.

Sin dudas, una luna de miel en esta ciudad veracruzana es una experiencia única. Aunque sus pobladores y turistas también usen automóviles, pasear a dos ruedas entre las coloridas fachadas de las casas que son pintadas cada año para que el sitio no pierda su encanto, es uno de los grandes placeres de quienes viven o visitan el lugar.

Si decides viajar a este poblado mexicano, no puedes dejar de conocer la Capilla de la Candelaria y la Parroquia de San Cristóbal, así como el Parque de Zaragoza y el Mini-Zoológico-Museo.

  1. Guanajuato, Guanajuato

Ubicada en el centro norte de México, se levanta Guanajuato, armónica por los colores contrastantes de las casitas de sus cerros, por sus calles empedradas y las tantas leyendas que le rodean, elementos todos que cautivan a cada persona que la visita.

Es una ciudad con una intensa vida cultural, pues en ella se celebra el Festival Internacional Cervantino, que constituye la reunión artística más importante de México y uno de las más reconocidas en Latinoamérica. Entre sus méritos destaca el haber sido declarada también Patrimonio Cultural de la Humanidad desde 1988, bajo el nombre de “Ciudad histórica de Guanajuato y minas adyacentes”.

Para los enamorados y aquellos que la visitan para disfrutar de su luna de miel, qué mejor que llenarse de felicidad durante siete años con sólo darse un beso mientras se paran en el tercer escalón del Callejón del beso. Es este otra de los tantos mitos de la cultura mexicana.

Dispónganse en sus recorridos a visitar lugares de interés como:

  • El Monumento a Cervantes
  • La Plaza de la Paz
  • El Monumento a Hidalgo
  • El Jardín Unión
  • La Plaza de Gavira
  • El Monumento a Benito Juárez

  1. Palizada, Campeche

En el estado de Campeche, podemos encontrar un pueblo con una magia especial, pues el atractivo de su arquitectura civil, unido a su riqueza natural, hacen de él un destino turístico exquisito.

Sus casas con techos de teja francesa, constituyen una de las razones por las que Palizada ha de incluirse entre los destinos más coloridos en México para visitar en pareja, pues sus armónicas fachadas harán que tus fotos queden tan pintorescas como lo es el propio lugar.

Asimismo, el río Palizada hará que tus charlas en pareja se vuelvan aún más románticas. Puedes complementar el momento caminando por el malecón o paseando en lancha mientras admiran el atardecer.

La deliciosa gastronomía mexicana, la calidez de la gente de estas tierras y el vasto valor histórico y cultural que posee toda la región, son razones suficientes para incluir alguna de estas ciudades en la lista de posibles sitios a visitar para tu luna de miel. Te sorprenderás con el encanto que destellan Zacatecas, Valladolid, Tlacotalpan, Guanajuato y Palizada, algunos de los destinos más coloridos en México para visitar en pareja.

 Claudia Corzón Aput